Dos pelotazos que complican a Nacional

Nacional cayó 2-0 en su visita al Zamora. El Tricolor no aprovechó sus chances y sufrió dos goles tras pelotazos por parte de los venezolanos. Ahora la Academia quedó en tercer lugar de su grupo y deberá esperar a la última fecha.

 

Barinas, una ciudad de poco más de 300.000 habitantes ubicada en el occidente venezolano a unos 500 kilómetros de Caracas, era el escenario para el partido de la quinta fecha del Grupo 4 de la Copa Libertadores.

Allí, el Zamora FC recibía a Nacional en un partido que podría comenzar a definir el futuro de ambos equipos en el torneo continental más importante a nivel de clubes.

Los venezolanos llegaban al juego tras haber empatado a dos goles en su visita al Independiente Santa Fe colombiano. El Tricolor, por su parte, había rescatado un importante punto en su ida a Belo Horizonte donde igualó con el poderoso Atlético Mineiro.

El equipo paraguayo necesitaba de una victoria para que ese empate le valiera aún más. Los tres puntos lo habrían dejado a las puertas de los octavos de final, una instancia a la que hasta ahora no ha alcanzado.

El Blanquinegro, por su parte, necesitaba de los puntos pues una derrota lo dejaría eliminado a falta de una fecha por jugarse.

Conscientes de ellos, los venezolanos arrancaron marcando el ritmo dentro del campo de juego.

Durante varios minutos consiguieron retener a Nacional contra su arco buscando con insistencia llegadas que le valieran para abrir el marcador.

Sin embargo, el buen trabajo de la zona defensiva tricolor –principalmente del arquero Ignacio Don- evitó en reiteradas ocasiones la apertura local.

A Nacional se le hacía difícil robar el balón del dominio local. Tarea mucho más dificultosa era el generar llegadas de peligro pues los albos no tenían mucho peso en la ofensiva por lo que cada vez que se tenía la pelota no se conseguía hacer demasiado.

Aún así, el Tricolor fue creciendo paulatinamente dentro del campo de juego y tuvo algunas llegadas aisladas que hicieron encender las luces de alerta en la defensa local.

Consciente de la falta de fuerza ofensiva, Gustavo Morínigo ordenó en el minuto 25 su primer cambio ingresando Julio Santa Cruz en reemplazo de Juan Argüello.

Fue así que el Tricolor comenzó a meter más presión a la defensa de la “Furia Llanera” que comenzó a verse acorralada.

Nacional generó de manera sucesiva llegadas claras que no supo aprovechar. Marcos Melgarejo y Julián Benítez fueron los hombres que protagonizaron esas chances desaprovechadas.

La primera etapa llegó a su fin con el marcador en blanco pero con la sensación de que la visita debía tener por lo menos dos goles ya a favor.

En la complementaria, fue la Academia la que empezó poniendo el pie en el acelerador para comenzar a generar llegadas sobre el arco rival.

Sin embargo, a la hora de defenderse el cuadro paraguayo comenzaba a mostrar algunos problemas. Y los venezolanos notaron eso.

En el minuto 56 llegó un pelotazo largo que Ignacio Don salió a cortar para poner punto final al ataque local.

Pero mientras Nacional intentaba atacar, se perdió un balón en la zona del mediocampo y llegó un pase largo a las espaldas de los defensores paraguayos para que apareciera Juan Falcón.

Don no se decidió a salir y se encontraba a medio camino cuando Falcón lo eludió. El delantero blanquinegro terminó rematando con la derecha para anotar el 1-0 y desatar la fiesta local en Barinas.

Nacional trató de reaccionar, pero cometía muchos errores cada vez que intentaba generar alguna llegada sobre el arco rival. La “Furia Llanera”, en cambio, hacía sentir cada vez más su presión a los paraguayos.

Y llegó el minuto 64. La jugada parecía un calco del primer gol: un pase largo por el costado derecho solo que esta vez el que llegó fue John Murillo que terminó definiendo de gran manera para anotar el 2-0.

El golpe fue de noqueo para Nacional. El Tricolor no supo armar reacción alguna y el tercer gol venezolano parecía una posibilidad más cercana a un descuento paraguayo.

Nacional cayó en tierras venezolanas. El Tricolor quedó relegado al tercer lugar de su grupo y deberá ganar a como dé lugar en la última fecha a Santa Fe en Asunción y esperar una derrota venezolana para pensar en la clasificación a octavos.

Fuente: ABC Color