El país importa cuatro usados por cada par de vehículos 0 km

En los últimos cuatro años, el ingreso de vehículos usados se disparó e incluso dobló la importación de rodados nuevos. Gráficamente podría decirse que entre 2010 y 2013 el país importó dos autos 0 kilómetros contra cuatro usados. Además de los 214.067 usados que trajeron, el 18% tenía más de diez años de antigüedad, obviamente gracias a medidas judiciales favorables.

 

De acuerdo con los datos oficiales de importación de vehículos del sistema Sofía de la Aduana, desde 2010 a 2013 se importaron un total de 214.067 vehículos usados. Esta cifra prácticamente es el doble del número de vehículos nuevos importados, que alcanza un total de 116.877 unidades, en el mismo periodo.

El ingreso de los usados fue aumentando cada año, mientras que el de los nuevos mantuvo su nivel, salvo el incremento que hubo en 2011, cuando el mercado nacional importó 31.904 vehículos, frente a las 22.088 unidades que trajeron el año anterior.

En cuanto a los usados, la importación tuvo un nivel ascendente año tras año. En efecto, de los 48.116 unidades que importaron en 2010, el año pasado saltaron a 60.824 unidades ingresados. Con respecto a este año, hasta el siete de julio último, se llevan importados 31.865 usados y 18.653 unidades de vehículos nuevos.

Medidas judiciales para las chatarras

A partir de 2011, entró en vigencia la Ley 4333, que regula la importación de vehículos con más de 10 años de uso para el parque automotor paraguayo. De hecho, Paraguay es el único país de toda la región que sigue permitiendo el ingreso de autos usados con diez años de uso.

A pesar de que la Ley 4333 establece que no se puede importar rodados con más de 10 años, un grupo de empresas e importadores consiguieron sentencias y medidas judiciales para seguir importando ese tipo de vehículos.

En efecto, del total de autos usados importados en tres años (2010-2013), que suma 214.067 unidades, unos 39.614 ingresaron gracias a estas sentencias judiciales aprobadas por la Corte Suprema de Justicia (CSJ).

El ingreso de vehículos “chatarras” mediante medidas judiciales continúa hasta ahora. En junio pasado, la firma La Victoria Motors SA (de Miguela Candia Giménez, Víctor Miguel A. Arzamendia Candia y Katerine S. González Palma) logró una sentencia de la Corte para importar este tipo de rodados.

Según datos oficiales, los importadores y las empresas más beneficiados con sentencias de la Corte para importar vehículos “chatarra” son: 2 TT SA, Casas Trucks, Raúl Huttemann Herrera, Federico Oviedo Ibarra, Derlis Javier Núñez, Marcos Benítez Méndez, Francisco Javier López Morales, Christian Ruiz Stefanich, Patricia Carolina Rivas, Vicente Ignacio Alfonso, Luis Alberto Lezcano, Gustavo Insaurralde y Arnaldo Vidal Marecos.

Cambian las facturas

La mayoría de los vehículos usados importados llegan a Paraguay procedentes de Iquique, Chile. Allí, ingresan a la zona franca denominada Zofri, donde se pueden cambiar las facturas originales de todos los productos, incluyendo los vehículos, para las transacciones aduaneras con el Paraguay.
Ninguna autoridad gubernamental controla si se respetan los valores que tenían los vehículos desde el país de origen, dato vital para cobrar los tributos que corresponden. La propia Dirección Nacional de Aduanas (DNA) acepta las facturas de la Zofri sin cuestionamiento alguno, como si fuesen legales.

Fuente: ABC Color